SOBRE EL PROCOMÚN


El “procomún” (traducción al castellano del “commons” anglosajón), es un modelo de gobernanza para el bien común. La manera de producir y gestionar en comunidad bienes y recursos, tangibles e intangibles, que nos pertenecen a tod*s, o mejor, que no pertenecen a nadie. Un antiguo concepto jurídico-filosófico, que en los últimos años ha vuelto a coger vigencia y repercusión pública, gracias al software libre y al movimiento open source o al premio Nobel de Economía concedido a Elinor Ostrom en 2009, por sus aportaciones al gobierno de los bienes comunes.

El procomún lo forman las cosas que heredamos y creamos conjuntamente y que esperamos legar a las generaciones futuras. Una gran diversidad de bienes naturales, culturales o sociales, como por ejemplo: la biodiversidad, las semillas, Internet, el folclore, el agua potable, el genoma, el espacio público, etc. Bienes que muchas veces sólo percibimos cuando están amenazados o en peligro de desaparición o privatización. Tod*s pueden acceder al procomún, ­es un derecho civil más­ y no sólo quienes pueden pagárselo.

El procomún nos re-sitúa en un marco humanista, en el que ganan nueva legitimidad temas que el modelo neoliberal ha dejado de lado, como la transparencia, la equidad, el acceso universal o la diversidad. Propone una posible alternativa a la economía de mercado, desde la que volver a integrar lo económico y lo ético, lo individual y lo colectivo. Un modelo que se apoya en comunidades estructuradas sobre la confianza.

El procomún es creado y recreado, conectado y reconectado. Nace de la interacción entre los miembros de una comunidad (comunidades distribuidas y/o de extrañ*s hasta ese momento) reunidas alrededor de un tema o de un problema. El procomún es un estado de emergencia (por imprevisible y por urgente), surge del empoderamiento de l*s “afectad*s” que reclaman derechos amenazados o destruidos. No hay procomún sin comunidad, y viceversa. Por tanto, el objetivo principal es hacer visibles comunidades emergentes de personas afectadas -darles el tiempo, darles la experiencia, darles la tecnología, darles los media, darles la palabra-, con la voluntad de construir entre tod*s un mundo más justo, un mundo común.

Un vídeo ilustrativo sobre los “commons” editado por la asociación On The Commons :

36 Respuestas a “SOBRE EL PROCOMÚN

  1. Pingback: “EL PAÍS” habla del Procomún (se agradece). « box-populi

  2. Pingback: Ideas del Procomún y Gobierno Abierto | Participasión

  3. Pingback: Ideas del Procomún y Gobierno Abierto « Redasociativa RAS

  4. Pingback: El procomún, definición y retos | Montserrat Boix

  5. Pingback: Foro Emprendedores de Adegi en el XI Congreso EuskalHiria -

  6. Pingback: ¿Te unes al #P2PWikisprint para mapear experiencias abiertas alrededor del procomún, la horizontalidad y los nuevos paradigmas? | INNOVATION FOR SOCIAL CHANGE

  7. Pingback: Teknokultura: participaciones aumentadas

  8. Pingback: Entrevista a David Bollier en torno a la economía y las relaciones del procomún | Impulseed

  9. Pingback: Capitalism kill love* | Un guiño inauténtico

  10. Me alegro de haber escuchado entrevista sobre este hermoso gesto en procomun. Ya era tiempo de que la inteligencia humana en ciertas personas pudiera iluminarse una idea basada en la propia dignidad de la persona humana en su faceta más sencilla, noble como es la dignidad, la igualdad y demás valores humanos esenciales. Doy gracias a Dios por esta aproximación a lo que realmente somos, Todos hermanos que nos cuidamos y nos queremos. Un abrazo, Lucho de Toledo

  11. Pingback: Hacia un glosario del universo colaborativo | PlanC

  12. Pingback: Sintetia » La economía P2P, los espacios de innovación y la complejidad

  13. Pingback: Hacia un glosario del universo colaborativo | My Blog

  14. Pingback: Àgora i Fòrum de Terrassa vs la perspectiva de l'Estat Soci i el cas de San Francisco. | planet.communia.org

  15. Pingback: La tragedia del copyright

  16. Pingback: La educación como procomún | A Retallaría

  17. Pingback: ¿Te unes al #P2PWikisprint para mapear experiencias abiertas alrededor del procomún, la horizontalidad y los nuevos paradigmas? ‹ INNOVATION FOR SOCIAL CHANGE

  18. Pingback: Capítol 3: Comunal, Pro-comú, Commons | planet.communia.org

  19. Una idea me preocupa al respecto. En cuanto este modelo se extienda seguro que ponen algún impuesto o gravamen. El modelo actual de sociedad que está funcionando porque todos hemos abrazado gustosamente no va en esa dirección. Mientras que el dinero sea un producto del que se obtiene rendimiento económico sin que medie el intercambio de bienes o servicios estamos abocados al materialismo más encendido.

  20. Pingback: Ideas del Procomún y Gobierno Abierto – Gabriel Navarro

  21. Pingback: Rifking

  22. Pingback: El alimento del Procomún | Foodtopia

  23. Pingback: ¿Somos dueños de nuestro #aprendizaje? | ojulearning.es

  24. Pingback: [Análisis crítico] La economía colaborativa en tela de juicio #sharingeconomy | Elisabet Roselló

  25. Pingback: ¿Por qué nos sumamos al II Congreso Latinoamericano de Cultura Viva Comunitaria? |

  26. Pingback: EL PROCOMÚN, LA REAPROPIACIÓN POR LA COMUNIDAD DE TODO AQUELLO QUE FUE CONVERTIDO EN MERCANCÍA | Desazkundea

  27. Pingback: ¿Somos dueños de nuestro #aprendizaje? - OjúLearning

  28. Pingback: El procomún |

  29. Pingback: Punto0 » Here we go!

  30. Pingback: Punto0 » Here we go!

  31. Pingback: El parque de los jesuitas y el procomún colaborativo | entreParéntesis

  32. Pingback: Entrevista a David Bollier en torno a la economía y las relaciones del procomún – Enric Senabre Hidalgo

  33. Pingback: BlogZAC| Bienes comunes: más allá del estado y el mercado

  34. Pingback: Oficina de Software y Hardware Libre Universidad Miguel Hernández UMH » No hay procomún sin comunidad

  35. Este texto es una muestra de la pobreza intelectual que adolecen las nuevas generaciones, que en las universidades de filosofía son encandilados con lenguaje posmoderno lleno de vacío. Con sus expresiones progresistas no hacen más que debilitar conceptos que nuestros abuelos analfabetos tenían más claro. Revolución obrera: colectividades, socialización de los medios de producción. Es verdaderamente desmotivante para quienes son conscientes del sistema en el que vivimos, tener que leer tanta pedantería, tantas palabras que no conducen a nada sino a rellenar y dejar buen sabor de boca a los sumisos y pasivos de siempre. Quienes se quedan embobados con esta clase de neologismos no tienen ninguna intención de profundizar en asuntos económicos o históricos, sino en crear modas y borregos que las sigan. No hay nada nuevo en este tipo de ideas, así que animo a que lean a Kropotkin, a Marx o a Proudhon. Que se enteren de lo que ocurrió en España en los años 20 y 30, acudiendo a las fuentes de la época. Hasta los fascistas tienen una idea más clara de lo que es una revolución, y no wifi gratis o vestidores con ropa cogida de la basura.

  36. Pingback: ¿Qué es el Procomún? | APRENDIZAJES PARALELOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *