¿Dónde estarás el #25S?

En nuestro programa de actividades isleño, el próximo 25 de septiembre teníamos cita en #HONDARTZAN. Sí, el #25S, ese día en que se plantea rodear el Congreso de los Diputados para poner en cuestión el modelo de gobernanza por el que nos regimos, para pensar-reclamar una democracia más abierta, participativa, real, inclusiva o como queramos llamarla.

Bajo el eslogan ‘La democracia está secuestrada. El 25S vamos a rescatarla’ se presenta un manifiesto de intenciones, en continua evolución, centrado en la reclamación de la soberanía y del poder ciudadano: ‘Porque creemos que el tiempo de las decisiones tomadas por unos pocos ha terminado; porque, frente a quienes quieren dejarnos sin futuro, tenemos los medios y la inteligencia colectiva para decidir y construir la sociedad que queremos; porque no necesitamos falsos intermediarios, sino recursos y herramientas colectivas que fomenten activamente la participación política de todas las personas en los asuntos comunes’.

La convocatoria del #25S comenzó a moverse hace unos meses por las redes sociales. Una propuesta desde la Plataforma ¡En Pie!, de estética y retórica tipo Anonymous, que ha servido para encender la mecha de un movimiento y para suscitar ciertos debates y polémicas, que lejos de reventar la propuesta, han terminado haciéndola más rica y compleja; demostrando que el informe proceso instituyente que vivimos desde el #15M (quizá no como el inicio de nada, pero si como catalizador práctico y simbólico), va generando una inteligencia colectiva, de espíritu (auto)crítico, que no sólo pretende una transformación, una revolución, sino que desea que ésta suceda, según la propia lógica que hemos ido practicando (muchas veces difícil pero empoderadora), de naturaleza abierta, inclusiva, heterogénea, informal… Por eso, ya no se pretende la clásica toma-derrocamiento del poder, sino que se trata del cuestionamiento del modelo de poder mismo, (re)encarnándonos, (re)clamándonos como sujetos políticos capaces de hablar, sentir o desear por nosotros mismos, de involucrarnos en lo común.

Así la convocatoria del #25S, manteniendo la esencia del qué, en las últimas semanas se ha transformado en el cómo. Se ha reconfigurado en un sistema más orgánico, descentralizado, horizontal (o al menos esto se ha formulado de un modo más claro y articulado). Ya no se trata de un llamamiento difuso pero unilateral (alguien que convoca al resto), sino mejor, de un desbordamiento desde ese nadie que somos tod*s. Una invitación a contagiarnos, a afectarnos, a implicarnos y comprometernos, a articularnos en la búsqueda de alternativas colectivas. Un proceso biopolítico que conocer, seguir y en el que participar activamente, que se aglutina a través de la Coordinadora25S.

En definitiva, se trata de una convocatoria para pasar a (mantener) la acción desde la sociedad civil, que tiene mucho que ver con debates concretos que hemos tenido sobre nuestro propio modelo de funcionamiento, de participación, de pertenencia en ColaBoraBora, para tratar de que sea verdaderamente abierto; con reclamaciones hacia otras organizaciones de las que somos parte; así como con nuestras expediciones al interior de la isla en busca de respuestas prácticas para algunas de esas preguntas fundamentales que tantas veces nos hacemos ¿Cómo reclamar un gobierno entre iguales y ser capaces de autogestionarnos? ¿Como prepararnos para producir colaborativamente y crear valor común? ¿Como convivir en comunidad de modo sostenible y co-responsable?

Por eso, porque creemos que si es que no estamos hablando de lo mismo, sí se trata de algo que se le parece mucho, nos preguntábamos qué hacer con la convocatoria para #HONDARTZAN_13 del próximo #25S. Porque, tenga o no tenga que ver ¿tiene sentido organizar un #HONDARTZAN ese día? ¿convertir este #HONDARTZAN_13 en una extensión del #25S puede resultar impositivo o ser más un deseo de quienes hacemos las labores de coordinación que de la propia comunidad? Y si se organiza ¿cómo se relaciona temática y estructuralmente con la convocatoria #25S? ¿o no tiene por qué relacionarse de ningún modo?, si la(s) convocatoria(s) del #25S tienen el formato ‘rodear instituciones’ ¿otro tipo de acciones pueden complementar o por el contrario dispersar excesivamente la acción simbólica general?

Así, después de compartir esta inquietud en la lista de correo y reflexionarlo el pasado martes en #MAREAK, sentíamos que era un contrasentido acudir a una de nuestras animadas citas en EUTOKIA, mientras ese ‘pasar a la acción’ que tanto demandan(mos) algun*s estará sucediendo en otro lugar. Por eso, la próxima cita playera será el próximo 2 de octubre (en breve más información detallada). Y esto, más que de un aplazamiento, se trata de una invitación a extender ColaBoraBora más allá de las playas de la isla. A hacer un ejercicio de reflexión sobre dónde corresponde estar en cada momento. Sabernos archipiélago. Porque si en mayo del 68 proclamaban que ‘Bajo los adoquines está la playa’, nosotr*s ahora podríamos decir que ‘Desde la playa no olvidemos mirar al horizonte’.

PORQUE EL #25S ES UN PROYECTO PROCOMÚN!!

3 Respuestas a “¿Dónde estarás el #25S?

  1. Amador Fernández Savater ha escrito hoy en eldiario.es un txt que tiene bastante que ver con el sentido estratégico, los cómos de ColaBoraBora en relación a lo que se comentaba en este post en relación al 15M-25S. ‘Olas y espuma. Otros modos de pensar estratégicamente’. Habla de la diferencia entre el modelo de pensamiento europeo y el chino, de eficacia indirecta y estrategias oblicuas, hacia la gran victoria que no se ve http://www.eldiario.es/_2c1cd10

  2. Yo, el 25S, estaré rodeando el Congreso de los Diputados.

    https://www.colaborabora.org/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.