ColaBoraBora no se abre en media hora

El martes nos juntamos en HONDARTZAN. Era un encuentro que prometía, un tema, ABRIR LA ISLA, sobre el que había muchas expectativas volcadas. Un run-run que ya se notó desde la primera ronda de presentación, donde la gente hablaba de: ilusión y responsabilidad, centrarme o centrarse, incertidumbre, expectación, ganas, lógica, inquietud, (auto)cuestionamiento, pertinente, tender puentes, echarse a nadar, hacerlo y no decirlo…

Primero hicimos un acercamiento al estado de la cuestión, a qué era-es, que nos gustaría que sea y para qué nos gustaría que sirva ColaBoraBora. En el post de convocatoria ‘Dime de qué presumes…’ se anticipaban muchas de las posibles cuestiones que sobrevuelan el cómo abrir, compartir, co-responsabilizarse del desarrollo de un proyecto.

Para sumergirnos en esta compleja cuestión, nos separamos en seis grupos para tratar de un modo específico distintas líneas de trabajo: Agentes-Personas, Toma de decisiones, Proyectos-Tácticas, Afectos-Cuidados, Captación-Gestión de capitales e Intendencia (gestión del día a día). Preparamos una ficha en la que se desglosaban estos conceptos para poder aprehenderlos de modo compartido.

Como resultado de este proceso de trabajo, podemos compartir algunas ideas, en general difusas, pero que señalan para quien quiera leer pistas y para seguir trabajando sobre ellas (porque Ni Roma se hizo en un día, ni ColaBoraBora se puede redefinir y abrir en media hora). Agrupamos las ideas en base a las seis líneas de trabajo.

1.- Agentes-Personas

¿Cuándo puedes decir que ‘eres’? ¿Hace falta pedir permiso? ¿Podemos ponerlo en el curriculum? Ser partícipes, signos de pertenencia, identidades-vínculos-pertenencias en tránsito, fijadas temporalmente.

Definir responsabilidades, comisiones, grupos de trabajo, objetivos con personas implicadas. Libertad para participar, flexibilidad, evolución en el tiempo. Compromisos por tareas y proyectos. Compromisos por fases vitales. La persona se adapta al grupo, el grupo de adapta a la persona. Funcionamiento tipo open space.

Tipos de personas y qué aportan: personas oreja, personas con dinero, con tiempo, con su trabajo, con su crítica, con sus conocimientos, con sus espacios, con sus materiales… Transparencia en qué te puedes comprometer, cómo y cuánto tiempo. ¿Tu qué puedes-quieres aportar?

La eterna disyuntiva entre quienes somos y quienes sería necesario ser (una de las reglas del open space lo dice bien claro ‘Quien viene es quien tenía que venir’). La distribución de esfuerzos, bajar expectativas o adaptarlas a la realidad del grupo, arriesgarse a desaparecer, celebrar hitos, hacer un sobre-esfuerzo en momentos puntuales de urgencia-necesidad (no podemos vivir en estado de urgencia continua). Pero ¿cómo hacemos para que el paso de la realidad no aplaste el potencial de los deseos y las utopías?

Un metafórico debate alrededor de agentes y proyectos en clave familiar. Relación ma-paternofilial, ma-paternalismo, tod*s somos niñ*s, tod*s padres y madres, tod*s hermanos. ‘Cuando seas padre comerás huevos’, huevos procomún, tod*s untamos. Rotación y cambio de roles. Much*s niñ*s correteando por la isla y de vacaciones por el archipielago.

2.- Toma de decisiones

¿Qué pasa cuando hay más dudas que certezas? ¿Es posible que todo tipo de decisiones sean abiertas y horizontales? ¿Cuál es el peso entre personas que son habituales y trabajan de continuo a personas que aparecen de forma intermitente o accidental? ¡Aparece una furgoneta de surfistas! ¿Peso de las personas según su índice de participación? ¿Formas de ser-estar no presenciales? ¿Núcleos de decisión independientes por proyectos? ¿Algunas (pocas, las menos) normas-normas-criterios comunes desde los que tomar decisiones en tránsito?

La confianza como elemento legitimador, frente a la paralizante continua búsqueda del consenso (esta es una pequeña ‘conclusión’ sobre la que hubo bastante consenso).

3.- Proyectos-Tácticas

A la hora de elegir, qué SI y qué NO, tener en cuenta los 4 puntos cardinales con los que nos orientamos en la isla como criterio de selección: 1.- El procomún como referencia principal, 2.- Lo libre y abierto, 3.- El emprendizaje social y la economía solidaria, y 4.- Las practicas colaborativas.

Proyectos como tácticas-herramientas para extender prácticas, para federar agentes y experiencias, para ir integrando-metabolizando el procomún. Acostumbrarse a llevar-hacer proyectos. Mientras tanto voy aprendiendo. Rescatar lo que tiene valor, dar acceso y extrapolar. Ser abejitas polinizadoras.

Un simil para no agobiarse: De una huerta, aunque la cultives poco, van saliendo cosillas y eso te emociona, te sorprende y te anima a continuar.

4.- Afectos-Cuidados

Ecuación básica de menos a más para querer, que te quieran y dejarse querer:
HUMILDAD > ESCUCHA > EMPATÍA > CONFIANZA

L*s de siempre, l*s nuev*s, LA ACOGIDA. Materiales básicos para orientarse, conocer la genealogía, costumbres y normas de convivencia.

Distintos tipos-necesidades de lazos y afectos por parte de las personas que conforman el grupo. Aceptar la diversidad. Un sueño¿pesadilla? de Javi: Viene un inspector de hacienda y tu ahí, tranquilo, sabes que lo tienes todo en orden. Lo revisa todo. Bien. Y de repente, te dice ¿Me puedes enseñar el libro de registro de abrazos?

5.- Captación-Gestión de capitales

Doy y la isla me da. Generar cobijo para tod*s.
Presupuesto de subsistencia básico.
Cada isleñ* tiene que hacer una aportación a la isla (financiación, bienes o servicios).
Banco capacidades-tiempo.
Los activos son regalos que gestiona un grupo rotativo, que los empaqueta para convertirlos en valor. Tiene que haber un grupo de trabajo definido y comprometido.
Proyectos con superávit que aportan a otros proyectos.
No todos los proyectos necesitan recibir.
Diversificar e innovar en modelos de financiaciación.

Una inquietud: al hablar de capitales parece que (al menos en principio) sólo se habla de dinero.

6.- Intendencia (gestión del día a día)

Todo el mundo conectado entre si y con la isla. Enjambre sin reina.
Tareas que tienen que mantener alimentada y habitada la isla en el presente y hacia el futuro. Rotación en tareas con el fin de no quemarse y de aprender un*s de otr*s. Saber lo básico de intendencia. Ser multitarea. Herramientas, metodologías y procesos que faciliten. Base colaborativa, abierta y práctica. Flujo y riego continuo. Que no se nos mueran las gallinas, ni de hambre ni de sobrealimentación, por falta de coordinación responsable. Responsabilidad de un evento completo. Distribuir la dinamización ¿Qué sabes-puedes-quieres hacer-aprender?

Algunas imágenes que resumen este encuentro en la playa:



Más imágenes de HONDARTZAN#10 aquí.

Y el próximo martes volvemos a quedar.
Quedan muchos pasos por dar, muchas cosas que concretar.
¿Continuamos?

Una respuesta a “ColaBoraBora no se abre en media hora

  1. Pingback: Cómo continuar abriendo ColaBoraBora – Informe HONDARTZAN#10 | EUTOKIA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.